TMagazine
Tapas en Logroño

Mejores lugares para ir de tapas en Logroño

Si hay algo por lo que destaca la ciudad de Logroño, y que la ha hecho muy famosa, es el posicionarse en el mercado como una de las mejores ciudades de tapeo de todo el país. 

Destaca por las delicias únicas que podrás encontrar en ella. Además todo maridado por las mejores bodegas de La Rioja, sin duda un lugar espectacular para distraerse, desconectarse y disfrutar de un viaje inmemorial tanto para el paladar como para el alma.

Aunque resulta ser una ciudad pequeña, es uno de los lugares con mayor tradición del país en tapas. Sus principales calles La San Juan y Laurel, se consideran la meca del tapeo del sur de España. Podrás encontrar bares increíbles donde se exponen las mejores obras gastronómicas como verdaderas obras de arte.

Bar La Casita

Ubicada en la Calle travesía de Laurel 13, es uno de los lugares de visita obligada en esta zona. Ofrecen una amplia variedad de pinchos y tapas, todas hechas en el momento y con puros productos de calidad.

Su atención y trato a los clientes sin duda es muy buena. Dentro de las mejores recomendaciones que deberás probar están las brochetas de gambas y las brochetas de calamares. Igualmente no te vayas sin degustar las croquetas vegetarianas. Por último sus sorbetes son maravillosos en especial el de mojito.

La Taberna del Laurel

En esta taberna que se encuentra situada en la Calle del laurel 7, los pinchos son lo mejor de todo con productos de proximidad de una calidad única. Cuentan con una gran trayectoria donde podemos mencionar sus patatas bravas, que las elaboran de manera artesanal desde 1959.

Lo mejor de ellas, es que tienes opciones para escoger lo que quiere decir que, podrás decidir entre raras (sin picante), que pique poco, las bravas, que pique o que reviente. 

Pero no es lo único, también puedes disfrutar de otras tapas muy buenas como los canapés de marisco, la penca de acelga con queso de cabra, setas y jamón, los pimientos rellenos de carne o bacalao, o el tronco de cardo con mousse de pato y jamón. 

Bar Soriano

Es uno de los más clásicos dentro de todos, cuenta con más de 40 años de trayectoria. Ubicado en Travesía de Laurel 2, destaca por su especialidad que es la brocheta de champiñones a la plancha con gamba y una salsa única. 

Gracias a ella, se ha convertido en el pincho más famoso de toda la calle Laurel. Pero lo mejor además es que funciona desde muy temprano, a media mañana ya puedes ir a degustar sus platos. No  tiene mucho espacio pero eso no lo limita en nada. 

Bar Páganos

Situado en la Calle Laurel 22, es uno de los mejores lugares para comer carne. Cuentan con una tradición de 52 años en el mercado, y siempre haciendo pinchos morunos, que mantienen haciéndolos de forma artesanal desde 1960. 

Siempre los han cocinado al carbón vegetal, igual que hacen con su pluma de cerdo ibérico. Igualmente hacen una tortilla de patatas muy buena.

Bar Jubera

Es uno de los lugares con más reseñas y recomendaciones en google. Lo puedes encontrar en la Calle Laurel 18, se ha consolidado como uno de los favoritos en esta calle desde 1983.

Destaca por mantener la tradición de uno de los platos por los que es reconocido, hablamos de sus patatas bravas, siempre cocinadas al momento y muy bien acompañadas de los mejores vinos de las bodegas riojanas. 

Hace un par de años fue remodelado, logrando un ambiente mucho más acogedor pero sin perder su sabor de siempre.

Restaurante Tastavin

A penas llegas al lugar, los deliciosos olores de sus tapas inundan el lugar y te dan la bienvenida. Ubicado en la Calle San Juan 25, ofrece unos pinchos exquisitos muy elaborados, dentro de los cuales destaca el lingote de calamar, la alcachofa con serrano y gambas en pasta brick, la vieira trufada, entre otros. 

Sin duda un lugar maravilloso para disfrutar, como cuenta con más espacio que otros, podrás sentarse en sus mesas de atrás y disfrutar más tranquilo de todo lo que ofrece. Considerado más como un gastrobar es un lugar maravilloso para visitar.

Bar Samaray

Considerado como una de las joyas gastronómicas de la Calle San Juan, lo puedes conseguir en el 3. Sus huevos de codorniz combinados con chorizo, boletus, etc, son su especialidad. 

También destacan algunos bocadillos como los de anchoa. Su barra constantemente se está renovando, lo que hace que junto con el ambiente del lugar, sus visitantes no quieran marchar nunca. La relación de la calidad de sus tapas con el precio es perfecta.

Bar Cid

Situado en la Calle Travesía de Laurel 1, es un local familiar con una larga trayectoria de más de 37 años. Es una parada obligatoria para degustar la única tapa que sirven pero que le ha valido su reconocimiento, las setas a la plancha.

Aderezadas con la salsa de la abuela, es uno de los mejores secretos del local. Acompañadas con un buen vino de La Rioja, es un lugar que debes visitar. Es muy cómodo, amplio, y con una decoración típica de la zona que le aporta ese carácter único. 

Bar La Cantina

Un lugar donde las patatas son las reinas, podrás ubicarlo en la Calle San Juan 14. La mezcla de sabores maravillosos que puedes ubicar en sus platos es difícil de describir. En él destacan las patatas asadas con pimentón y alioli, o el hojaldre relleno con siete sabores distintos. 

Algunos como el de espinaca o el de queso de cabra te dejarán sin palabras, igualmente su bocadillo de chistorra asada es para chuparse los dedos. Sus caldos caseros también hablan de tradición y sabor. 

Torres Gastrobar

Es uno de los favoritos y de los infaltables en el recorrido. Situado en la Calle San Juan 31, su mejor plato es el bocadillo de calamares. Sin embargo, también podemos señalar las hamburguesitas de carne de Kobe, la carrillera guisada al vino tinto que es único y la milhojas de calabacín con bechamel. 

Su ambiente siempre es muy fiestero y animado, y su diseño interior mezcla muy bien lo moderno con lo tradicional. Es perfecto parta pasar un buen rato, además de que la relación de calidad-precio que tiene es perfecto. 

Bar Vinissimo

Por último y no menos importante encontrarás en la Calle San Juan 23, un lugar que apuesta por la originalidad. Dentro de sus especialidades debes probar el canguro con setas y guarnición de crema de aguacate o la borraja de cococha de merluza.

Igualmente no puedes perderte su salmón ahumado relleno de aguacate con crema de mango que es una delicia. Por último el combinado vinissimo será ese toque dulce que te dará ganas de volver, es un conjunto de tres bolas de pasta crujiente de piña, fruta de la pasión y mango, una verdadera exquisitez. 

Añadir comentario